Ore ga Heroine o Tasukesugite Sekai ga Little Mokushiroku – Volumen 1 – Prologo 0-3 Harissa Hope

El séptimo contingente de Supresión al  Rey Demonio, formado para derrotar al rey demonio que había despertado después de cientos de años de inactividad, había fracasado en su misión, al igual que los contingentes que  anteriores a ellos.

Hombres, armas, magia; nada había logrado romper el escudo que rodeaba la isla solitaria donde el Rey Demonio acechaba, y los demonios que el convoco del infierno espantaron efectivamente a las tropas que se atrevieron a probar.

Los frecuentes ataques del ejército del Rey Demonio a todo el reino agotaron poco a poco el poder de las tropas del país, y el lugar parecía condenado a caer en el mal.

Por eso las personas esperaban y oraban.

Para la segunda llegada del héroe, predicho en sus leyendas.

~

“… Bbb-bien, ¡dejen que el convocando intermundo ccc-comience!”

Harissa, vestida con la túnica hecha especialmente para los magos femeninos, anunciaba con una temblorosa, voz chillona.

Ante ella estaba el rey y su principal asesor, rodeado de otros consejeros de la corte, así como dignatarios del ejército.

Harissa sabía que este gran hechizo de la era que ella estaba lanzando no podía fallar delante de estos hombres.

El gran hechizo para convocar a un héroe de otro mundo… un hechizo  legendario que sólo conoce la realeza.

‘! Y-y-y-yo mejor hago este trabajo…!’

Magia verde fluyó en el cuadro mágico desde el final del bastón de Harissa, lo agarro firmemente en sus manos. Si sus poderes pudieran llegar al mundo vecino, un héroe que podría derrotar al Rey Demonio apareceria… Si esto funciona.

Si la leyenda real era exacta. Si la habilidad de Harissa era suficiente.

Pero esto no podía fallar. Había una razón, Harissa no podía dejar que esto fallara.

Sin embargo, si la leyenda era una tontería, entonces no había nada que Harissa pudiera hacer.

‘Argh ~ Esto se está empezando a sentir como que esto no funcionará ~’

Harissa pensó mientras su fuerza disminuía lentamente, pero ella no dejó de verter la magia de su persona.

Finalmente, el cuadro mágico se llenó de su poder, y su resplandor cambió.

Las llamas verdes vacilantes se volvieron al rojo vivo, entonces convergieron en el trono del rey.

“¿¡Q-que es lo que está pasando!?”

“Harissa Hope, ¡¿qué has hecho?!”

“Y-Yo solo hice lo que me dijo ~”

Por unos momentos, todos los presentes intercambiaron gritos de enojo y sollozos.

Entonces, el cuadro mágico se detuvo brillando.

Al lado de un grupo de hombres aturdidos todavía parcialmente cegados por la luz brillante, la habitación parecía exactamente como era antes de que el cuadrado mágico comenzara a brillar.

La única diferencia era que… ahora había un joven de pie en medio del cuadrado mágico.

“¿Eh? ¿Qué? ¿Qué es esto? ¿Dónde está este lugar? ”

Con una expresión desconcertada, el joven miró a su alrededor.

Parecía estar vestido de un material misterioso que nadie en el reino nunca antes había visto.

La habitación pronto se llenó de preguntas que los dignatarios dispararon consultándose el uno al otro.

“¿Un extranjero?” “¿Un joven?” “Nunca he visto a alguien como él antes.” “¿De otro mundo?” “¿Invocación?” “¿Funcionó?”

Entonces, como si llegaran los pensamientos de todos a la misma conclusión en el mismo momento, una sola pregunta salió.

………… “¿Nuestro héroe?”

“¡Héroe-sama!”

Fue Harissa, la invocadora, quien saltó entre la multitud para dar la bienvenida al joven.

Corriendo hasta el todavía desconcertado hombre, ella lo sorprendió con un fuerte abrazo.

Con lágrimas de felicidad derramándose por las esquinas de sus ojos, lo miró con amor con una mirada de pura felicidad. Él parecía bastante normal en apariencia, pero la mirada que Harissa le dio habría hecho que cualquiera pensara que lo que ella pensaba es que él era el más guapo del mundo.

“¿Eh? ¿P-Por qué lloras? ”

“¡Héroe-sama! Por favor, ¿nos diría su nombre? ”

Haciendo caso omiso a la pregunta del joven, Harissa contraatacó ella misma con una voz de adoración, como si hablara a su príncipe azul.

Abrumado por su comportamiento, el joven respondió vacilante.

“Soy Namidare Rekka… Así que, ¿dónde está este lugar?”

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s